Para refrescar la memoria en honor a la verdad

Por: Yolanda Wong Baldiris

Cuando Cartagena logró, en el gobierno de Carlos Diaz Redondo, ser sede de los juegos Centroamericanos y del Caribe, el equipo de gobierno del momento se motivó a soñar en desarrollo y macro obras para la ciudad.

El equipo con más compromiso era el de la Secretaría de Infraestructura para la época liderado por Enrique Chartuni González. Se suscribieron compromisos de los gobiernos, nacional y local, alternativas para el desarrollo de juegos y las obras que rodearían el mismo.

En medio de ese contexto, Chartuni González le planteó a la nación construir la vía perimetral, para ampliar las posibilidades de movilidad hacia la Villa Olímpica de Cartagena, es decir una via alternativa. Chartuni, el ingeniero, mantiene en su memoria el crecimiento vial de la ciudad por lo menos de los últimos 25 años. Vio entonces la oportunidad de una nueva via, el inicio de lo que seria el gran Malecon de la Cienaga, que además frenaría la invasión recurrente a ese cuerpo de agua.

De acuerdo a estas vivencias de la ciudad, reitero mi posición, que manifiesta que hay que conocer la ciudad y su memoria, para poder proponer el desarrollo de la misma de manera integral.

Se hizo la vía y no precisamente con la chequera del distrito, sino con el impuesto de telefonía celular, aunque en ese momento era muy bajo el uso de los mismos. Recuerdo también que para esa época empezó a soñarse con grandes escenarios deportivos y se planteó la posibilidad del hoy Northon Madrid para afianzar la liga de Voleibol que en este momento ha parido muchos frutos como Oriana Guerrero y otros deportistas de talla internacional.

Para muchos la pregunta es ¿es una novedad plantear el Malecon de la Perimetral?, la respuesta es no. Para refrescar la memoria y en honor a la verdad, debe reconocerle la ciudad a Chartuni y el equipo de Infraestructura así como al equipo de Planeación el empuje de este proyecto, que ha tenido visitas del Banco Interamericano de Desarrollo-BID. Al César lo que es del César.

En la actualidad, viendo la audiencia publica citada por el senador Araujo en días pasados, creo que deben retomarse los estudios que ya existen desde planeación e infraestructura, que no solo hablan de los criterios que esbozó el secretario de Planeación sino también de cómo mantener la huella urbana con los nativos, siendo parte de ese desarrollo y la articulación del sistema masivo de transporte.

Hablar claro a la ciudadanía, hará que el proyecto avance positivamente, y lo digo porque no se expuso fuera de la financiación del proceso de Ruta Caribe, cuál seria otra alternativa, no sin antes advertir, a quienes leen estas líneas, que el proceso (Ruta Caribe) no depende del gobierno, sino de un pleito jurídico con la concesión. No se ha contado tampoco a los cartageneros si la estructuración financiera conlleva una carga de peajes y a quienes grabarían los mismos.

¿Necesita Cartagena obras que articulen la ciudad? Si, pero que no repitan la conducta de expropiación o desalojo de nativos. Hemos reiterado desarrollo junto a expropiación en la mayoría de los procesos de crecimiento urbano. Entonces si en ese sector viven los cartageneros con mayor potencial de pobreza porque no pensar, señores congresistas, en repetir la estrategia del impuesto a la telefonía celular por un tiempo para financiar la obra, aprovechar el buen ambiente nacional y de unidad de parlamentarios para este objetivo. Es una gran oportunidad.

Ratifico mi reconocimiento a Chartuni, el quipo de infraestructura y planeación de la alcaldía (funcionarios de planta) que fueron los primeros en plantear el gran malecón.

También manifiesto que fueron ellos los que me vendieron la idea siendo alcaldesa encargada y los que me pusieron a soñar con que era posible tener el mejor Malecón del Caribe.

He soñado junto a ellos y otras personas que no menciono sobre ese malecón. Con mucho entusiasmo recibimos para el año 2018 a directivos del BID y con ellos recorrimos puerto de Pescadores y voló tanto nuestra imaginación, que lo consignamos en el programa de gobierno presentado a la Registraduría en mi candidatura a la alcaldía.

Ver la audiencia publica me llenó de entusiasmo al comprobar que nos unen objetivos comunes a muchos actores de la ciudad y escribo estas líneas porque creo que los aportes de quienes lo han soñado son valiosos. Reclamo el reconocimiento a Chartuni y todos esos funcionarios que lo han empujado tanto tiempo.

Igualmente, manifiesto dudas sobre fuentes de financiación, incluyendo si hay peajes o no, expropiación a nativos, desarrollo urbano sostenible y articulación con transporte masivo.

Nadie esta descubriendo el agua tibia, pero siempre hay oportunidades de mejora cuando los inventos tienen varias manos.

Es momento de hacer equipo y articular la información que ya esta desde hace mucho tiempo y que ha ido esculpiendo un gran sueño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

93 − = 90