Concejo clausura sesiones, sin claridad sobre el futuro del contralor de la ciudad

Un accidentado periodo, con tareas pendientes como la elección del contralor, que luego renunció y que logro dividir a la corporación, sumado a una nula relación con la administración distrital será el que clausura este lunes el Concejo de Cartagena.

Este periodo termina con la escogencia de Héctor Consuegra Salinas como jefe del control fiscal de Cartagena, quien al momento de su elección ocupaba el cargo de asesor de control interno en la empresa Edurbe, lo que podría haber configurado una inhabiliad para poder aspirar a este cargo. Finalmente Consuegra Salinas presentó su carta de renuncia ante la mesa directiva del concejo.

Está polémica elección género un efecto dominó al determinar la procuraduría general aperturar una investigación preliminar en contra de los concejales Javier Julio Bejarano, Luder Ariza Sanmartín, Sergio Mendoza Castro, Carolina Lozano Benitorevollo, Rodrigo Reyes Pereira, Hernando Piña Elles, Katia Mendoza Saleme y Claudia Arboleda Torres, quienes fueron los cabildantes que votaron por Consuegra Salinas. A esta situación se le suma el agravante que no hay claridad jurídica sobre el futuro inmediato de la figura del contralor en propiedad para Cartagena, al no tener claridad el concejo, sobre cómo es el paso para retomar este fallido proceso.

A estos inconvenientes judiciales se les suma las traumáticas relaciones con el alcalde William Dau, quien mantiene prácticamente una nula relación con sus coadministradores, muy a pesar de la aprobación de proyectos como el Plan de desarrollo Salvemos a Cartagena, incorporación de productos o el plan de saneamiento fiscal.

En medio de la crisis originada por la pandemia del Covid-19 en Cartagena, el último periodo de sesiones ordinarias de esta corporación, podría ser un punto de inflexión en las relaciones que deben manejar las dos instancias (concejo-alcaldía), teniendo en cuenta que deberá ser radicado por la administración, el proyecto de presupuesto para la vigencia fiscal 2021, donde se espera un estudio a profundidad del cabildo, ante las circunstancias fiscales y económicas que se presentan en los actuales momentos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+ 87 = 90