Primera decisión de la Procuraduría por irregularidades en contratación por emergencia sanitaria en Cartagena

La suspensión del cargo por cuatro meses al alcalde de la Localidad Histórica y del Caribe Norte de Cartagena, Luis Hernán Negrete Blanco, por irregularidades en la compra de insumos sanitarios y de protección durante la emergencia sanitaria, es la primera de varias decisiones disciplinarias que adoptará la Procuraduría.

En el proceso contra Negreten Blanco, la Provincial de Cartagena estableció que el funcionario adquirió elementos por $599 millones sin tener claridad sobre la necesidad de la compra, ni especificar las cantidades a entregar a cada entidad beneficiaria.

Además, durante la investigación se pudo comprobar que el contratista seleccionado no cumplía los requisitos de idoneidad y especialidad requeridos para adquirir los insumos.

Señala el Ministerio Público, que el funcionario recibió a satisfacción 1.390 mascarillas de protección N95 con filtro y válvula, las cuales no cumplían los criterios técnicos para ser utilizadas por el personal médico encargado de atender a pacientes afectados por coronavirus.

Para el órgano disciplinario, con su actuación el funcionario vulneró los principios de economía, eficacia, responsabilidad y selección objetiva, que establece la ley 80 de contratación estatal.

Por los hechos, la Procuraduría sancionó a Negrete Blanco por dos cargos disciplinarios, calificados como faltas graves cometidas a título de culpa grave.

A esta investigación por presuntas irregularidades, se suman otros procesos en la Procuraduría como la compra de pruebas rápidas para Covid-19 que no fueron entregadas, y la adquisición de mercados y kits de aseo realizados por la alcaldía local 2, que tendrán una decisión de primera instancia en los próximos días.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

+ 67 = 74